Antecedentes
Task Force
Operaciones aéreas
Aeronaves participantes
Objetivos navales
Reconocimientos
Las cifras
Memoria de caídos
Condecoraciones
Veteranos de guerra
  Jueves 10 de Junio

El parte meteorológico

En el continente, precipitaciones en la zona norte de Santa Cruz y Chubut. Durante el resto del día se mantuvieron condiciones de buen tiempo, con vientos suaves y variables; visibilidad superior a 10 Km. En el área de Malvinas, nublado con techos de 200 a 600 metros. Estas condiciones se mantuvieron con una visibilidad mayor de diez kilómetros. No se registraron fenómenos significativos.

La situación en Malvinas

El enemigo

Todo el esfuerzo enemigo se concentró sobre las defensas de Puerto Argentino. En su accionar terrestre, presionó, con fuego de artillería, las posiciones del Regimiento de Infantería Nº 4, en la zona Mte Kent y Longdon. En su accionar aéreo fueron detectadas treinta y cuatro PAC, a partir de las 08:15, y varios ataques a los sectores del Batallón de Infantería de Marina Nº 5, Grupo de Artillería Nº 3, Regimiento de Infantería Nº 7 y la BAM Malvinas.

Desde el mar continuó el fuego naval en horas nocturnas, sobre todos los sectores.

Desde helicópteros, realizó ataques con cohetes filoguiados sobre Moody Brook y objetivos muy próximos a la ciudad.

Las acciones de apoyo a las fuerzas terrestres:

Desde el punto de vista terrestre, se resistió en todas las posiciones defensivas. La artillería combatió activamente. Al amanecer se cumplió la salida de tres aviones IA-58 Pucará, coordinada el día anterior, y cuyo objetivo eran las posiciones de artillería en Monte Kent y Murell Bridge.

La artillería señalizó la zona del objetivo. Los tres IA-58 Pucará, tripulantes: primer teniente Micheloud, primer teniente Ayerdi y Ten Morales despegaron a las 08:28, de BAM Malvinas y siete minutos después, atacaron la zona con cohetes y cañones de 20 mm. Se registraron algunas fallas de armamento (óxido en los contactos de las coheteras), pero pese a ello pudieron cumplir con la misión. Regresaron los tres a las 08:45. El 1 sin novedad, pero el 2, con impactos de armas livianas en el plano derecho y el 3, en el fuselaje.

La Artillería Antiaérea:

A las 08:00 se preparó una defensa antiaérea para proteger el despegue de la escuadrilla. A las 09:00, se continuó el trabajo sobre la central de tiro, persistiendo una diferencia entre la bandeja del computador y las mediciones del Tracker. Se intentaron varias soluciones, sin éxito.

El centro de las operaciones aéreas de la Task Force dejó de ser el aeródromo, y se concentró en los regimientos que rodeaban Puerto Argentino. No obstante, el 11 de junio, hubo un ataque de Harrier sobre las posiciones abandonadas. Éstas, que se habían transformado en depósitos de combustibles y munición, estallaron. Aunque se hizo fuego, las piezas no pudieron abatir ningún avión.

Fue agradable para el personal de artillería ver al ARA Bahía Paraíso fondeado. Había obtenido el segundo permiso de la Task Force para evacuar heridos y trasladar material médico. Después del mercante Formosa, el único movimiento desde Argentina continental había sido el del Jehuin, facilitado a la Armada por una empresa petrolera. Se utilizaba para trasladar carga en la bahía y no desplazaba más de 150 toneladas.

Se había observado, también, arribar dos lanchas patrulleras de la Prefectura Naval Argentina. Una, entró a puerto remolcando a la otra por falta de combustible. Mas tarde se trasladó a Darwin. Derribó a un avión, con su ametralladora 12,5 mm. posteriormente fue atacada por un Harrier.

A las 15:30 se sufrió otro ataque. A las 20:00 aterrizó un Hercules C-130 con el relevo para las piezas de 20 mm, desde Río Gallegos. El "Bobo" respondió a las 22:00, a un cañoneo, actuando como artillería de costa. A partir de las 24:00 nadie osó descansar más de un par de horas. Se sabía que faltaba poco para el enfrentamiento final; además, se podían observar los intercambios constantes de trazadoras en la zona del Monte Kent.